Acuarios

Acuarios de Agua Dulce

acuario agua dulce

Visualmente hablando los acuarios de agua dulce se diferencian de los marinos en que los primeros suelen estar provistos de una exuberante población de plantas, mientras que los segundos apenas gozan de poblaciones vegetales (a excepción de algunas macroalgas). En los acuarios marinos de arrecife las plantas son sustituidas por un variopinto surtido de invertebrados, que parecen plantas pero en realidad son animales.

En la Tierra existen numerosos ecosistemas de agua continentales que albergan una variada colección de animales y plantas. Sólo algunos de estos ambientes acuáticos naturales se prestan a ser recreados con éxito dentro de un acuario. Destacan ecosistemas fluviales, como los que se suceden a lo largo de los ríos Amazonas y Zaire o los ríos del sudeste asiático, ecosistemas lacustres, como los grandes lagos africanos (lagos Malawi y Tanganyka), o ecosistemas de aguas salobres como los manglares.

Acuarios Marinos

acuario marino

El reto de la acuariofilia marina moderna es recrear un arrecife de coral. Gracias a los avances tecnológicos en el sector y a nuestros mayores conocimientos en biología marina te ofrecemos la posibilidad de que disfrutes en tu hogar de la impactante belleza de los arrecifes de coral. Actualmente somos capaces de mantener en el acuario una enorme variedad de organismos marinos. Estrellas y erizos de mar, camarones y gambas, gusanos tubícolas, holoturias, anémonas, corales y un sinfín de peces marinos de aspecto sorprendente se pueden convertir en mascotas habituales de tu casas, local o despacho.

También te podemos ofrecer acuarios marinos sólo para peces que, debido a su naturaleza belicosa o a su estrategia alimenticia, no pueden ser agrupados con otros peces u invertebrados dentro de un mismo tanque. Suelen ser peces agresivos, a menudo de gran tamaño, que presentan un instinto territorial muy acusado. Otros son depredadores especializados que no deben cohabitar con peces de menor tamaño o con corales e invertebrados que puedan formar parte de su dieta natural.

Pequeños tiburones y rayas, morenas, meros, peces león, peces ángel o peces mariposa son peces que pueden dar problemas en una comunidad arrecifal ya establecida en un acuario. No obstante, su aspecto misterioso y su conducta hace que sintamos una enorme curiosidad y atracción hacia ellos.

Los acuarios marinos para peces payaso también gozan de mucha popularidad. Estos simpáticos peces, que habitan entre los urticantes tentáculos de las anémonas, son sumamente atractivos e interesantes de observar.